MORELIA Policías supuestamente armados entraron a una escuela para detener al intendente

* Se realizaba el acto cívico cuando los niños al ver que golpeaban a Chavita lloraron y temerosos se abrazaron a sus maestros y Papás
Policías supuestamente armados entraron
a una escuela para detener al intendente
* Acudirían a la CEDH porque afirmaron que el imputado les mostró un amparo pero no lo respetaron

MORELIA, Mich.-09 de julio del 2014.-Niños llorando, asustados, abrazados a sus Papás, padres de familia y maestros indignados, por la forma en que la mañana de este miércoles policías de la Procuraduría General de Justicia de Michoacán supuestamente irrumpieron a la escuela primaria Benito Juárez, al parecer con la finalidad de cumplimentar una orden de aprehensión en contra del intendente Salvador, por el delito de homicidio culposo.
Lo anterior, al parecer es derivado de la muerte de un estudiante de la escuela primaria Benito Juárez, localizada a un costado de Plaza Capuchinas, en la esquina de las calles Ana María Gallaga y Vasco de Quiroga, el pasado 12 de junio cuando profesores y padres de familia organizaron una excursión al balneario Selva Maya de Huandacareo pero desafortunadamente el niño Isaac Arriaga Gutiérrez, de 9 años de edad, pereció ahogado.
Como consecuencia, la Procuraduría General de Justicia de Michoacán integró la averiguación previa penal correspondiente y detuvo al director Ariel Janacua Gutiérrez, a los salvavidas y al administrador del balneario Julio César Rangel Salgado, Alexis Daniel Parra reyes y Rogelio Cancino Díaz, respectivamente.
Los tres fueron consignados por el delito de homicidio culposo, por lo que fue el juez competente en materia penal quien se encargó de definirles su situación jurídica, sin embargo, la PGJE continuó con las diligencias que el caso ameritaba, y solicitó más órdenes de aprehensión en contra de algunos otros maestros y al parecer también del intendente.
Por este miércoles, al momento en que se llevaba a cabo el acto cívico, supuestamente los policías entraron a la escuela y detuvieron a quien conocen como Chavita, por lo que los padres de familia y maestros trataron de evitar que se lo llevaran, debido a que según dicen, los supuestos representantes de la ley iban vestidos de civiles y no mostraron algún documento que indicara el motivo de la detención.
Esta situación provocó pánico entre los alumnos, por lo que éste medio pudo captar en el lugar a varios de ellos llorando atemorizados por la experiencia que momentos antes vivieron, “Estoy muy consternada por lo que pasó, soy madre de familia de aquí, estas personas entraron, había niños que estaban viendo cuando se estaban llevando a esta persona, los niños lo quieren mucho, entonces imagínense llegan personas que no traen uniformes armadas, aventando, empujando, qué seguridad para nuestros hijos, para los maestros, para nosotros como padres, alcanzaron  a golpear algunas Mamás, vamos a ir a Derechos Humanos para denunciar la forma en que se lo llevaron”.
Al preguntársele sobre si este caso es derivado de la muerte del niño Isaac, señaló Lucía Vianey Delgado Corona que efectivamente creen que es por ello, mientras que por su parte, otro padre de familia visiblemente molesto invitó a un grupo de padres de familia a que juntos se trasladaran al Cuartel de la 21 Zona Militar para denunciar lo que consideraron como un atropello.
“Ni siquiera mostraron la orden de presentación, un grupo de personas armadas se lo quisieron levantar, nos opusimos y después llegaron bastantes elementos y llegaron a corretear a toda la gente, se llevaron a Salvador de intendencia, él traía su amparo”, afirmó Carlos Hugo Zavala Nava.
Otras madres de familia que eran abrazadas por sus hijas, también lloraban al tiempo que narraban a este medio lo que había sucedido, en el interior de la escuela primaria Benito Juárez había mucho movimiento, “uno de los policías entró colándose haciéndose pasar como padre de familia y después esperaron a que sacara la basura para detenerlo y golpearlo”, al referirse al intendente.

También profesores micrófono en mano pidieron el apoyo de los padres de familia, un grupo para trasladarse a la Procuraduría de Justicia y solicitar información que les permitiera conocer el motivo de la detención, mientras que otros tantos irían a derechos Humanos y algunos a la 21 Zona Militar.

Mas noticias